Adelgazar los brazos

Adelgazar los brazos y únicamente los brazos es, sencillamente, imposible. No existen ejercicios para mantener delgada una parte exclusiva y tan específica de tu cuerpo.

Dicho esto, lo que si es cierto es que existen ejercicios específicos para partes del cuerpo, como los brazos, que hacen que se vean tonificados y que se vean más estilizados. Todo consiste en una buena combinación de ejercicios cardiovasculares, un poco de dieta y un entrenamiento de refuerzo.

Te voy a enseñar cinco ejercicios para adelgazar los brazos tonificándolos

5 ejercicios para adelgazar los brazos

1. Deslizar los brazos

No necesitas más que un par de toallitas pequeñas para ayudar a las manos a deslizarse por es suelo.

Arrodíllate en con las manos en el suelo sujetando las toallitas. Si quieres estar más cómoda coloca un cojín debajo de tus rodillas para que no te duelan.

Estira los brazos hacia delante acercando el pecho al suelo y manteniendo la espalda paralela a la superficie. Después vuelve a la posición inicial tratando de que el abdomen controle toda la fuerza de idas y venidas y que tu espalda se mantenga recta.

2. Bota la pelota

Con los pies separados a la misma distancia que las caderas acerca una pelota hacia tu pecho.

Levanta la pelota por encima de tu cabeza y mantén las rodillas un poco flexionadas.

Bota la pelota tan fuerte como puedas contra el suelo, atrápala de nuevo y repite el movimiento. Muy importante, mantén la espalda recta y que sean las rodillas que activen el movimiento.

El movimiento tiene que ser fluido, haz varias repeticiones pero descansa si te parece que no puedes mantener la espalda correctamente colocada o te sientas cansado.

Para adelgazar los brazos es mejor un ejercicio muy bien hecho que la repetición de un movimiento mal planteado.

3. Banco con mancuernas

Aquí necesitarás un banco sobre el que colocarte de espaldas y dos mancuernas de poco peso (si no tienes banco lo puedes hacer en el suelo del piso).

Acuéstate de espaldas al banco y las plantas de los pies firmes en el suelo.

La espalda debe estar en posición “neutral”, es decir, con la zona lumbar ligeramente curvada sin contacto con el banco.

Mantén los omoplatos alejados de las orejas y un poco juntos. Los hombros, las caderas y la cabeza tienen que estar en contacto total con el banco.

En esta posición empieza a subir las pesas con los brazos apretados hacia los costados, la palma mirando hacia delante. Levántalos hasta unos 45 grados y vuelve a la posición inicial lentamente.

4. Flexión de brazos con el cuerpo extendido.

Se trata de uno de los ejercicios que mayor trabajo desarrolla en la parte que nos interesa y, por tanto, un ejercicio óptimo para adelgazar los brazos.

Comienza en posición de “tabla”, mirando al suelo y con los brazos extendidos de manera que tu cuerpo quede en un ángulo de 45 grados con respecto al suelo.

Baja el cuerpo hacia abajo manteniendo los codos lateralmente y los hombros, las caderas y las rodillas alineados y firmes. Aquí solo van a trabajar los brazos.

Repite el ejercicio varias veces recordando no arquear la espalda ni doblar las rodillas.

5. Ejercicios can banda de resistencia

adelgazar los brazos con banda de resistencia

Para ello necesitará una banda de resistencia, son elementos baratos, tiras de material plástico que permiten ser estiradas pero siempre vuelven a su posición original.

Colócate de pie pisando la banda, la cual cogeremos por sus extremos con los brazos laterales al cuerpo.

Con los codos apretados contra las costillas flexiona la banda hasta subirla a la altura de los hombros. Lentamente baja los brazos hacia los lados y repite el ejercicio.

Te recomiendo que mantengas el torso en línea recta, busca el equilibrio del cuerpo y no te balancees. Solo mueve los brazos, que es nuestro objetivo.

Si te ha interesado, he preparado otros post en los que hablo de cómo adelgazar las piernas